Triángulo Norte de Centroamérica creará fuerza conjunta contra el crimen

Los fiscales de los tres países que conforman el Triángulo Norte de Centroamérica acordaron unificar las investigaciones y el sistema informático para luchar contra las pandillas.

 

Patrullajes fronterizos
Patrullajes fronterizos

Con este acuerdo se busca coordinar acciones concretas para patrullajes fronterizos que incluye reforzar los controles de las fronteras para intercambiar planes que ayuden a detener la criminalidad de las tres naciones.

 

El ministro de Justicia y Seguridad salvadoreño, Mauricio Ramírez Landaverde, explicó que la iniciativa tiene como objetivos tomar acciones frente a las principales amenazas que afectan a los tres países, poniendo énfasis en la situación de criminalidad organizada de las “maras” y pandillas.

 

El ministro de Gobernación de Guatemala, Francisco Rivas, subrayó que el plan también supone “un intercambio de información sobre investigaciones del crimen tras nacional que se desarrolla en cada país”, con el objetivo de que las “acciones se realicen de la mejor manera posible para obtener resultados positivos”.

 

Por su parte, el titular de Seguridad de Honduras, Julián Pacheco Tinoco, indicó que la propuesta igualmente pretende que a futuro se “creen nuevas políticas públicas que implementaremos en conjunto en la región y que al final influirán en mejores resultados para la lucha contra la delincuencia”.

 

Además, se “combatirá” a las estructuras del crimen organizado que se dedican al narcotraficante, al tráfico ilegal de armas, a la trata de personas, a la extorsión y el secuestro, ya que Centroamérica, en especial el Triángulo Norte, es una de las zonas más afectadas por estos delitos.

 

La propuesta, denominada “Grupo Elite de Seguridad”, fue sugerida por el Presidente hondureño, Juan Orlando Hernández, quien trasladó recientemente la idea a los Gobiernos de los países vecinos, y de la que este viernes salió el acuerdo definitivo. Dicho acuerdo ahora será presentado a los mandatarios de los tres países quienes se reunirán y analizarán su aprobación.

 

Cabe mencionar que este es un gran paso para estas tres naciones, que buscan en conjunto hacerle frente a la violencia que solo genera falta de oportunidades y que es una de las mayores causas de migración en la zona.