“Mel” abusando de su poder militarizó el CN

Continúan saliendo a la luz más actos de corrupción y abuso de autoridad realizados por el coordinador de la Alianza de Oposición Manuel Zelaya, durante su administración presidencial del “Poder Ciudadano”, y lo más absurdo es que el expresidente se da golpes de pechos haciéndose pasar por una blanca paloma, víctima del gobierno.

 

El presidente del Congreso Nacional (CN) Mauricio Oliva, dejo al descubierto que el hecho represión y abuso de poder de “Mel” Zelaya, quien mandó a poner tanquetas para presionar y retardar el proceso de conformación de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), hace siete años, en donde finalmente quedó como presidente de ese poder del Estado Jorge Rivera Avilés. Oliva también confesó que Zelaya amenazó a diputados para que votaran en favor de sus intereses en esa elección.

 

 

“Mel” exige gente a fin a él en la CSJ

 

Zelaya Rosales, militarizo con tanquetas los bajos del CN, como una medida de presión debido a quería incluir en la lista de magistrados a gente afín a su gobierno, la cual no se había sometido al proceso de la entonces Junta Nominadora, lo que ocasiono un triste episodio que muchos diputados todavía recuerdan.

 

Dicha acción llevó a que la ciudadanía, grupos religiosos, empresariales, organizaciones civiles e incluso el entonces comisionado nacional de derechos humanos, Ramón Custodio, quien integraba la Junta Nominadora, para que se tomaran los bajos del CN iniciando una larga vigilia como presión ciudadana para exigir que se eligiera a la actual Corte Suprema de Justicia de ese entonces.

 

Mientras la vigilia se instalaba en los bajos del Congreso, delegados del ex presidente Zelaya entraban y salían del parlamento para intentar convencer a su entonces presidente, Roberto Micheletti, que incluyera a gente fuera de la nómina, caso contrario, se anunciaba que no habría Corte Suprema. Incluso el  ex comisionado de derechos humanos Custodio, reveló que el entonces embajador de Estados Unidos, Hugo Llorens, habría presionado a la Junta Nominadora, para que complacieran los deseos del ex presidente Zelaya.