Gobierno ha dado grandes y duros golpes al narcotráfico

Desde inicios del 2014 el gobierno de Honduras asumido por el Presidente Juan Orlando Hernández, ha dado duros y grandes golpes al narcotráfico, con el desmantelamiento de bandas y laboratorios para la elaboración de drogas, y la entrega de capos pedidos en extradición por Estados Unidos.

 

Un escudo aéreo unilateral en el Caribe, y otro naval, coordinado con Estados Unidos, han reducido sustancialmente el ingreso de droga procedente de América del Sur, según el Presidente Hernández, quien al asumir el poder, el 27 de enero del 2014, prometió combatir el narcotráfico.

 

La lucha emprendida por Honduras contra las drogas ha incluido con el aseguramiento y la incautación de propiedades de narcotraficantes, como haciendas, residencias de lujo, avionetas, helicópteros, armas, vehículos, zoológicos, dinero en efectivo, negocios, entre otros bienes.

 

Bienes incautados por narcotráfico
Bienes incautados por narcotráfico

 

Bandas de narcotraficantes desarticuladas

 

Entre las bandas que se lograran desarticular por las fuerzas de seguridad está la de los hermanos Valle, Valle, cabe destacar que banda tenían montado un plan para asesinar al mandatario Hernández, debido a la captura e incautación de sus bienes, y en la actualidad sus miembros, fueron extraditados hacia EEUU, en donde están respondiendo por las acusaciones que pesan sobre ellos.

 

Los Valle Valle
Los Valle Valle

 

Igual suerte corrió la familia Rivera Maradiaga conocida como la banda de Los Cachiros, que operaban en el litoral atlántico, forjaron un imperio por más de una década, acumulando una inmensa riqueza entre bienes inmuebles, propiedades empresas, vehículos y cuentas bancarias.

 

Los Cachiros
Los Cachiros

 

Más de un centenar de bienes entre fábricas, viviendas hasta el reconocido zoológico Joya Grande ubicado en el municipio de Santa Cruz de Yojoa, departamento de Cortés, fueron asegurados y posteriormente incautados a Los Cachiros, desde el año 2012 y en el 2013 fueron designados por el Departamento de Estado de los EE UU como una peligrosa organización de narcotraficantes.

 

Depuración Policial

 

El otro de los aciertos del gobierno del Presidente Honduras, es la depuración policial, la cual se ejecutó desde los altos mandos, hasta llegar a la escala básica de la policial, lo anterior se realizó a través de la Comisión Especial para el proceso de depuración y transformación de la Policía Nacional, y hasta la fecha se han separado a 2.581 efectivos.

 

La Comisión Especial para el Proceso de Transformación y Depuración de la Policía Nacional nació mediante un decreto enviado por el ejecutivo al Congreso Nacional el 12 de abril del pasado año 2016, tras revelaciones donde el cuerpo policial había ejecutado varios crímenes de alto impacto, entre éstos, el del Zar Antidrogas, Julián Arístides Gonzáles y Alfredo Landaverde.

 

Arístides González y Alfredo Landaverde
El zar antidrogas Arístides González y el investigador Alfredo Landaverde

 

La función de la Comisión consiste en separar de forma expedita a los policías sobre los que se tenga evidencia que participaron en ilícitos y vinculados con el crimen organizado, bandas de narcotraficantes y maras y pandillas.

 

Los narcotraficantes durante mucho tiempo hicieron de Honduras un paraíso blanco, a base de cocaína, en el que operaban y hacían circular la droga de oriente a occidente del país para hacerla llegar a Estados Unidos, sin que ninguna autoridad los “viera”.

 

Pero ahora eso ha revertido y la frase de Hernández de que a los narcotraficantes en Honduras “se le acabó la fiesta” dicha por Hernández, se está cumpliendo.

Leave a Reply