Centroamérica con el interés más alto en tarjetas de crédito

El acceso a las tarjetas de crédito ahora es mucho más fácil a diferencia de unos 20 o 30 años atrás, Los plásticos como se le conocen a las tarjetas, brindan la alternativa de solucionar un problema a corto plazo de pago evitando dejar de consumir el bien o el servicio en un momento especifico.

 

Cada tipo de Tarjeta de Crédito ofrece a sus clientes una infinidad de beneficios propios del emisor del plástico. Devoluciones de dinero, Seguros Médicos, Transporte a aeropuertos, extra-financiamiento, servicio de reemplazo en menos de 24 horas, acceso a salones VIP’s, descuentos en restaurantes. En fin, una gran cantidad de beneficios que atraen al tarjetahabiente a consumirá través de este instrumento.

 

Pero no todo es tan sencillo y fácil como parece. En la región de Centroamérica, existen unos de los intereses más altos de Latinoamérica, que se pueden convertir en una “soga al cuello” si la educación financiera de los individuos no está a tope con las exigencias del conocimiento del uso de esta herramienta.

 

En Guatemala y Honduras, el orden de estos intereses supera los 55%. Tanto es así, que en Honduras se llegan a conseguir niveles del 66% hasta 72%, explicando la situación tan incómoda que se muestra hoy en día en el Congreso Nacional, ya que el Presidente Juan Orlando Hernández, está pidiendo una movilización legislativa para disminuir esos porcentajes tan abrumadores.